LlámanosPide Cita

Neuropsicólogo: ¿qué hace? ¿Qué es la Neuropsicología?

ansiedad-y-perfeccionismo
Perfeccionismo y ansiedad: más relacionados de lo que crees
octubre 27, 2021
Mostrar todo
qué-hace-un-neuropsicólogo
Tiempo de lectura: 6 minutos

La psicología siempre ha ido de la mano del estudio de los procesos mentales, de la forma en la que se comporta el ser humano. Las funciones que hace un neuropsicólgo están estrechamente relacionadas con dicho comportamiento, y en este post veremos cómo y por qué.

¿Qué es una Neuropsicología?

Lo primero en lo que pensamos cuando oímos hablar de este tipo de profesión es “¿qué es la Neuropsicología?”.

Esta es la especialidad encargada de evaluar, diagnosticar y ofrecer tratamiento a las secuelas cognitivas, psicológicas, emocionales y/o conductuales provocadas tras una lesión, daño o funcionamiento anómalo en el sistema nervioso central. 

En ella se ahonda en la parte más biológica de la psicología y se observa cuál es la relación entre el cerebro y el comportamiento humano. Gracias a su campo de estudio se ha logrado comprender los procesos cerebrales relacionados con la alteración del lenguaje, de la percepción o de la memoria, entre otros.

Esta parte de la psicología es muy importante, ya que nos permite comprender cómo las lesiones cerebrales afectan al ser humano en el día a día. Tareas que desempeñamos a menudo se ven afectadas por un mal funcionamiento dentro de nuestro sistema nervioso central. Algo tan sencillo como reconocer el rostro de una persona, se convierte en todo un desafío.

Una vez que sabemos qué es la Neuropsicología, nos es mucho más fácil saber qué hace un neuropsicólogo y cuáles son sus funciones.

que-hace-la-neuropsicologia

El neuropsicólogo se encarga de realizar la evaluación, generar un diagnóstico y seguir el tratamiento de todas aquellas acepciones que afecten al sistema nervioso central o las funciones mentales superiores del cerebro. En otras palabras, es el encargado de analizar el funcionamiento del cerebro y de los procesos cognitivos.

Para llevar su trabajo a cabo, es esencial que cuente con la formación adecuada en neuro-rehabilitación, la anatomía cerebral, y qué enfermedades pueden afectar a esta, entre otras especialidades.

Los procesos psicológicos con los que trabaja un neuropsicólogo son la memoria, el aprendizaje, la percepción, el lenguaje, el pensamiento, atención, concentración, etc. Nos permite detectar posibles problemas en la memoria, con el estado de ánimo de un paciente o dificultades en el aprendizaje.

  ¿Son buenos los castigos durante la adolescencia?

Lo primero que hace un neuropsicólogo cuando un paciente acude a su consulta es realizar una evaluación neuropsicólogica para poder reconocer si el paciente sufre daño cerebral. Para ello se ponen a prueba sus capacidades cognitivas para lograr concretar cuál está fallando.

También puede servirnos para poder descartar determinados daños cerebrales y saber si aquellos síntomas que presenta el paciente están relacionados con un problema de naturaleza biológica o se trata de otro tipo de acepciones.

La valoración neuropsicológica podría aplicarse en diversos casos: para detectar el daño de un ictus en las funciones del cerebro, para estudiar enfermedades degenerativas como el Parkinson o en casos de Alzheimer, donde la memoria se ve afectada. 

Estos son solo algunos de los objetivos que puede tener la valoración de que se realice. En realidad, la labor de un neuropsicólogo tiene tantas aplicaciones como las que podría desempeñar un psicólogo.

Cuando analizamos lo que hace un neuropsicólogo, y cómo este elabora la valoración, hay una serie de técnicas y procedimientos que debe seguir para analizar el estado actual del paciente. Entre ellos, los más utilizados son los siguientes.

  • Entrevista al paciente y a los familiares. En ella se obtiene información sobre el historial familiar del paciente, y las variables como su edad, situación laboral, patrones de conducta, personalidad. Entrevistar tanto al paciente como a sus familiares nos permite obtener dos puntos de vista al respecto, y saber cuál es el nivel de autoconocimiento del primero.
  • Técnicas de neuroimagen: algunas de las técnicas utilizadas en esta parte del proceso son el TAC, el RMN, SPECT, PET o RMNf. De esta forma es mucho más sencillo detectar dónde se encuentra la lesión. También se convierten en un instrumento que permite controlar la evolución del paciente, así como controlarla. 
  • Evaluación neuropsicológica: en esta fase se utilizan diversas técnicas y pruebas como la prueba de orientación de Christensen o el test de atención breve (B. T. A.). El objetivo es obtener información sobre su orientación temporal y espacial, su capacidad de atención y concentración, coordinación, habilidades visoespaciales, memoria, lenguaje, razonamiento y funciones ejecutivas, entre otras.
  ¿Son buenos los castigos durante la adolescencia?

Finalmente, podríamos dividir aquello que hace el neuropsicólogo en tres funciones fundamentales:

  1. Aportar información de valor para el diagnóstico.
  2. Relacionar cómo la lesión o el daño cerebral influye sobre el comportamiento del paciente.
  3. Elaborar un plan de rehabilitación o tratamiento preciso.

Cuántas más pruebas se puedan realizar durante el periodo de valoración, más certeza habrá sobre la precisión del diagnóstico. Hoy en día existen técnicas y programas muy avanzados que permiten facilitar esta labor al neuropsicólogo y hacer que el diagnóstico sea lo más certero posible.

Hay muchos factores que se estudian durante dicho tratamiento, como son sus habilidades psicomotrices, orientación, equilibro, e incluso los posibles cambios de humor o su integración social. Todo esto proporciona la información necesaria para que posteriormente, el neuropsicólogo pueda crear un plan de tratamiento adecuado para la persona.

que-hace-el-neuropsicologo

¿En qué consiste dicho tratamiento? ¿Qué funciones hace un neuropsicólogo dentro de la rehabilitación de una persona con daño cerebral o una lesión?

Lo cierto es que cada tratamiento es distinto, ya que la afección de cada persona es completamente distinta y esta les puede estar afectando de una forma diferente. Cada persona tendrá unas necesidades distintas que el neuropsicólogo deberá estudiar y trabajar.

Normalmente se suelen realizar ejercicios, cada uno enfocado a la situación del paciente, y parten desde un nivel básico hasta uno más avanzado según sean sus necesidades. En ellos se trabajan todo tipo de procesos cognitivos, desde la memoria a corto plazo, la coordinación o el lenguaje.

El papel de los familiares durante la rehabilitación o tratamiento es fundamental, tanto para realizar un control de su progreso como para seguir trabajando los ejercicios desde casa. Cuánto más se trabaje esto, más efectiva será la labor del neuropsicólogo.

Se pueden emplear técnicas como el stroop para trabajar la inhibición, una de las habilidades que componen las funciones ejecutivas, o tareas cronometradas para mejorar la velocidad de procesamiento. Así como material con imágenes o palabras para trabajar la memoria verbal o visual.

¿Qué tipos de neuropsicología existen?

Como bien hemos recalcado anteriormente, ningún paciente es igual al otro. No se realiza el mismo proceso cuando se está tratando a un niño pequeño que cuando se tratan enfermedades degenerativas en adultos.

  ¿Son buenos los castigos durante la adolescencia?

Por tanto, podemos encontrar los siguientes tipos de neuropsicología.

Neuropsicología infantil

En la actualidad podemos observar como más niños y niñas presentan dificultades para concentrarse, leer o su proceso madurativo no es igual que el de resto de niños. Esto se puede estar provocando por un trastorno del desarrollo, y puede ser trabajado a través de lo que hace un neuropsicólogo.

En el tratamiento se trabaja la mejora del lenguaje, el aumento de su rendimiento, se fomenta su desarrollo, se informa a los padres y familiares y se instauran conductas adaptativas.

Neuropsicología de adultos

En este tipo de neuropsicología, se estudian los efectos provocados por un traumatismo craneoencefálico, un accidente cerebro vascular o una enfermedad neurodegenerativa. Estas son tratadas para lograr que el daño no aumente, o conseguir que no afecte a más áreas y así recuperar las funciones dañadas.

Por lo tanto, los objetivos del tratamiento son, por ejemplo, la estimulación cognitiva, la rehabilitación de funciones, el aumento de la capacidad de adaptación o la prevención del deterioro cognitivo.

Neuropsicología en la tercera edad

Este es un tipo de neuropsicología cada vez más demandado, ya que cada vez son más las personas de tercera edad a las cuales les preocupa la pérdida de memoria y buscan métodos para prevenir su degeneración.

Lo que hace el neuropsicólogo en este caso es realizar ejercicios de estimulación cognitiva que puedan frenar el deterioro y favorecer el mantenimiento de las áreas atencionales, mnésicas y de funciones ejecutivas. De esta forma, se busca mejorar la autonomía de la persona en las actividades diarias y en su funcionamiento cotidiano.

Los objetivos en este tipo de neuropsicología son la detección del deterioro cognitivo, la estimulación cognitiva y la propia autonomía personal del paciente.

Estos son los tipos de Neuropsicología que aplicamos en nuestra consulta, y son los objetivos que ayudamos a nuestros pacientes a cumplir. A través de un trato humano y cercano estudiamos cuáles son las secuelas del daño cerebral que les afecta, y trabajamos por lograr que recuperen una vida plena y satisfactoria para ellos.

Si este es el servicio que necesitas, puedes pedir tu consulta a través de este enlace.

Comentario Terapeuta

Patricia Nafría Vicente

Psicóloga sanitaria y Neuropsicóloga. Mente inquieta en formación continua.
Si te sientes identificado/a con mis artículos, no dudes en contactarnos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PIDE CITA