LlámanosPide Cita

Ejercicios para Alzheimer en fase leve

gnosias-praxias
Gnosias y praxias. Cómo tratarlas con Neuropsicología
enero 17, 2022
Qué-es-la-rehabilitación-neuropsicológica-2
¿Qué es la rehabilitación neuropsicológica?
febrero 15, 2022
Mostrar todo
Ejercicios-Alzheimer-Fase-Temprana-2
Tiempo de lectura: 4 minutos

El Alzheimer es una enfermedad por desgracia casi tan habitual como complicada. Ver a tus seres queridos cómo se van agotando sin que les puedas ayudar siempre duele. Pero sí que puedes ponerle remedio, aunque no cura: una detección temprana y comenzar a realizar ejercicios para el Alzheimer en fase leve siempre ayuda a prolongar las fases no graves del paciente. Te lo contamos en Psicología Nafría.

Alzheimer: qué es y cuáles son sus etapas

El Alzheimer es un tipo de enfermedad neurodegenerativa. Aquellos que la sufren pueden ver mermada su capacidad intelectual con el paso del tiempo. Tradicionalmente se ha vinculado el Alzheimer con la pérdida de la memoria, pero va mucho más allá, pudiendo generar en el paciente cambios psicológicos, sociales y de comportamiento.

Es una enfermedad progresiva, que va pasando por distintas fases en las que, cada vez la independencia en actividades cotidianas del enfermo de Alzheimer va disminuyendo. Sus etapas son:

  • Fase leve o temprana: la que más desarrollaremos, ya que es la que nos atañe en este post en concreto.
  • El paciente de Alzheimer sigue siendo una persona funcional, con capacidad de continuar con su vida con prácticamente total independencia. Empieza a tener lugar la aparición de ciertos síntomas como dificultad para encontrar una palabra familiar, dificultad para recordar nombres, olvidarse de algo que acaba de leer…
  • Interioriza bien los síntomas, porque es vital detectar a tiempo esta enfermedad. No vas a revertir el surgimiento de esta, pero lo que sí que puedes hacer es tratar de alargar lo máximo posible mediante una serie de ejercicios para Alzheimer en fases leves.
  • Fase moderada o etapa media: la etapa más larga de todas. Sin llegar a una pérdida total de la memoria, este apartado sigue avanzando con el paso de los años. Además, comienzan a desarrollar dificultades cada vez más severas para desenvolverse por sí mismos, o incluso expresar sus pensamientos.
  • Fase grave o etapa final: la progresiva neurodegeneración desemboca en una pérdida prácticamente total de la capacidad de responder al entorno, de comunicarse, de valerse por sí mismo…
  ¿Conocías los beneficios de la neuropsicología?

Ejercicios para el Alzheimer en fase leve

Son varios los apartados que debemos tratar de trabajar en los pacientes a través de ejercicios para el Alzheimer en fase leve.

En primer lugar, la orientación. Es muy habitual que las personas con demencia leve sufran desorientación en espacio, tiempo y persona. Es muy recomendable que en un ambiente distendido y que premie el esfuerzo realizado por el paciente, se le hagan ciertas preguntas que le permitan orientarse espacio-temporalmente.

Estas preguntas pueden ser desde ¿qué día es hoy?, hasta ¿en qué ciudad estamos?, pasando por otras cuestiones como ¿cómo se llama?, o ¿qué edad tiene? Esta última pregunta es la que más problemas suele causar a enfermos de Alzheimer.

En segundo lugar, hay que reforzar el lenguaje. En fases tempranas del Alzheimer es muy habitual que surjan dificultades para encontrar palabras, con una progresiva pérdida de la fluidez. Por ello, es importante reforzar el léxico en todos sus registros: oral, escritura y lectura.

Para reforzar el léxico es muy recomendable que se inste al paciente a realizar tareas de producción verbal automática (como decir los meses que componen un año), descripción de imágenes, de repetición de palabras (vinculado a los ejercicios de Alzheimer en fases tempranas para la memoria), o de fluidez verbal.

El tercer y último punto a reforzar en los ejercicios de Alzheimer en fases tempranas es la memoria. Es habitual que en los pacientes que sufren demencias como el Alzheimer no sean capaces de aprender nada nuevo, y comiencen a perder la capacidad de recordar cosas ya aprendidas.

Las actividades recomendadas en aras de reforzar este apartado son: juegos de memoria como tablillas de imagen, ejercicios relacionados con memorización de datos personales o de memoria biográfica, y, sobre todo, evocación. Vincular recuerdos a sentimientos pasados es clave para mantener lo máximo posible recuerdos pasados.

  El síndrome de la cabaña y el Coronavirus

Estos son solo un pequeño extracto informativo. Si quieres más ejercicios acude a este link.

Consejos para la realización de ejercicios para el Alzheimer en fase leve

En primer lugar, es muy importante que alguno de sus seres queridos le acompañe en todo momento, para que se sienta apoyado y para poder brindarle toda ayuda que necesite mientras realice los ejercicios de alzheimer en fase leve. La comprensión y el refuerzo positivo son dos aspectos claves para que el paciente no se sienta forzado y la realización de los ejercicios sirva para algo.

Es muy importante este punto: no forzar al paciente. Hay que instarle a hacerlo, pero nunca obligarle. Además, mencionar que no es necesario que todos los días complete todos los ejercicios, adáptate a su contexto diario, sus necesidades.

Para ello es clave que le propongas hacer los ejercicios en momentos del día en que el paciente se vea relajado y descansado. Por último, mencionar que el tiempo medio recomendado de realización de ejercicios de alzheimer en fase leve ronda la hora.

Cómo puede ayudar la neuropsicología al tratamiento del Alzheimer

Los ejercicios expuestos en el apartado anterior suelen ser muy positivos. Pero tienes que tener en cuenta que no todos estos ejercicios para el Alzheimer en fase leve son positivos para cualquier paciente. Hay grados y grados de la enfermedad, y en función de la etapa en la que esté cada uno, son recomendables ciertos niveles y cantidades de ejercicios.

Los neuropsicólogos contamos con una serie de técnicas que nos permiten llevar a cabo una evaluación pormenorizada de las funciones cognitivas, emocionales y ejecutivas del paciente. Lo positivo que tienen estas pruebas es que no solo son efectivas para el Alzheimer, sino para otras muchas enfermedades neurodegenerativas como el Párkinson.

  ¿Qué son los ataques de pánico? ¿Cuáles son sus síntomas?

Entre estas pruebas podemos encontrar el Test del Reloj, el Inventario Neuropsiquiátrico, o la Escala de Depresión Geriátrica. El objetivo final de este listado de pruebas radica en el establecimiento de un Plan de Atención Individualizado, que permita escoger las terapias más recomendables para cada paciente.

Ejercicios-Alzheimer-Fase-Temprana

Es muy recomendable contar con este citado plan antes de comenzar a realizar ejercicios para el Alzheimer en fase leve ¿Quieres acudir a un neuropsicólogo, pero no sabes dónde? En Psicología Nafría contamos con un excelso grupo de profesionales, con muchos años de experiencia.

Comentario Terapeuta

Patricia Nafría Vicente

Psicóloga sanitaria y Neuropsicóloga. Mente inquieta en formación continua.
Si te sientes identificado/a con mis artículos, no dudes en contactarnos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

PIDE CITA